17 de diciembre de 2010

Te extraño tanto, que me gustaría que me enseñaras a tejer una bufanda.... ya sabrás de qué tamaño es la nostalgia que me embarga.

No hay comentarios.: