31 de enero de 2013

365 días atrás

Yo estuve ahí, lo recuerdo como en sueños, pero resulta que me anda despertando, que quiere que les cuente su desnudez y su ternura... quiere que se las cuente para que la amen tanto como yo...

30 de enero de 2013

Pasiòn gramatical




Ven, te quiero enseñar un modo nuevo, distinto
En el que sabrás poco a poco cómo se ama con palabras,
con artículos, pronombres y en presente perfecto

Ven, que quiero que conozcas el modo correcto
de llenar tus ojos de suaves conjunciones
para excitarte con la ternura de mis adjetivos.

Anda, déjame revelarte el frenesí de mis verbos
que quieren subir y bajar el compás de tu respiración
al mostrarte las curvas de mis adverbios

Ven, que yo quiero enseñarte a hacer el amor con palabras dulces, eternas
Y te aseguro un orgasmo perpetuo cada vez que vuelvas a estas letras
en las que te sabré decir con vocales y consonantes todo lo que te deseo.  

25 de enero de 2013

voy

Quisiera quitarme el polvo que he ido conteniendo... quisiera tener la fuerza para despertarme mañana temprano... antes del medio día... y salir por allí a descrubrilo todo.... si mañana me la siento. Voy a salir.

16 de enero de 2013

Negación

No, yo no puedo escribir Realismo Mágico... no sé que escribo, ni que escribiré... pero no puede ser Realismo Mágico...

14 de enero de 2013

tinto

Bailo en el borde
mis dedos intentan sostenerse en las puntas
pero ya caí dentro

Me dejo llevar
voy
vengo
La noche  es oscura
y tú miras a través de mis ventanas
son tantos los cristales
son tantos los pedazos tirados al suelo

Bailo en el borde de otra copa de vino



13 de enero de 2013

Ayúdame

¿Es verdad que me conoces?

Encuéntrame, que yo estoy perdida 
Ayúdame a alejar la neblina que no me deja observar detrás del espejo

No permitas que la rutina me haga chiquitas las alas

Mis dedos se congelan, y cada parte de mí se está quedando dormida
Quiero meterme en un cajón eterno, para que nada me cause más molestia
para que mi curiosidad tenga cristiana sepultura
y ya nada me atormente;
Y no me duelan los bosques que no piso
el sol que no me baña
el ruiseñor que no me canta
y los frutos que no saboreo
Para que no me ardan las palabras que aún no he conocido
y los versos que no poseo 

Estoy perdida
Encuéntrame si es verdad que me conoces
que yo no sé dónde estoy ni a dónde debo ir

Encuéntrame o déjame partir. 




9 de enero de 2013

Yo sólo quería quedarme callada

Yo sólo quería quedarme callada...  dejar que se ahuyentara este fastidio, las nubes que siempre pasan, el canto en mi ventana,  el viento que sopla para lavar la ropa, tenderla, doblarla y meterla en los cajones donde mi vida se va quedando guardada. Despertarme sin un plan, sólo abrir los ojos, comer, dormir, verte comer, verte dormir,  volver a comer, acariciar el gato, sacar el perro, futból, cine italiano, café italiano, comida italiana,  tradición italiana, familia italiana, Italia...
Italia, que se cae a pedazitos pero que no puede tocarse en otro sitio que no sea un pedestal. 

Pero tengo que asombrarme por la música que se parece a todo lo que ya escuché y vivir en el pasado. Contemplar el pasado, inclinarme ante pasado glorioso de tu pueblo que no es el mío y tener que preparar mi corazón para el día siguiente. No poder cantar, no poder bailar... y con las ganas de bailar que tengo. Pero aquí no se baila, porque no es verano. 

Olvidar mi lengua, mis costumbres, mis idas y vueltas, mi café americano... sí, aburrirme con otro día más, pero así soy yo, ya lo sabías. 

Yo sólo quería quedarme callada, pero tú no soportas mi silencio. 

No te das cuenta de lo que mi silencio grita ¨yo te amé como ama un niño, sin experiencia, con la mirada nueva como cada parte de mi cuerpo, jamás herida, jamás tocada, nueva... enteramente nueva para ti. Yo te amé y te seguí amando cada uno de mis días, y te sigo amando cada una de estas mañanas, de estas noches que van y vienen, en las que me pierdo¨  ¿qué no puedo sentirme perdida? 

Pero mis males siempre comprometen tu amor, y tú siempre terminas dudando del mío y yo termino perdiéndome más en esta ordinaria vida que de vez en cuando tiene algún cambio, algún rojo, uno que otro amarillo... pero es que yo no soporto el gris, ¿no ves que ni siquiera lo compro en mis vestidos? Y hoy era gris... y yo me sentí gris... y vi esta vida gris, asquerosamente gris, pero es sólo la normalidad, yo estoy aquí, escribiendo frente al fuego y tú ves otro partido, quizá mañana sea distinto, quizá mañana sea amarillo y no soporte tanto brillo y explote de alegría y sonría cantándote mi amor. 

Yo sólo quería quedarme callada.

8 de enero de 2013

Mi renglón de hoy

Extrañamente las rolitas que me sé  de memoria son las que aprendí en la adolescencia. ¿Me estoy poniendo vieja?

7 de enero de 2013

DESEO

Viajar.

Bailar más, mucho más. Sola o acompañada. Bailar.

Leer menos narrativa y poesía.

Preocuparme menos, sobre todo porque no puedo cambiar nada.

Escribir por lo menos un reglón todos los días.

Alimentar a mi Filósofa de clóset. 

Maquillarme todos los días y volver a los zapatos altos.

Eliminar la palabra DIETA de mi vocabulario.

Enamorarme de mis imperfecciones.

Anotar mis sueños todas las mañanas siguientes.

Explorar los naranjos que habitan cerca de mi casa.

Tratar de caminar sin jorobarme.

Explorar sonidos y sabores.

Amar mucho, más de lo que he amado hasta ahora. 
















nostalgia

Quiero bailar debajo de mi lluvia, esconderme en un cielo... el de la America Latina que me aprieta el corazón en cada son.

6 de enero de 2013

Cassano delle Murge

Yo pertenezco a una estirpe de viajeros, de abandona ciudades-vagabundos en constancia. Nosotros somos eternos enamorados de la Luna y jamás tendrémos claro quienes somos, de dónde venimos, mucho menos dónde iremos a parar.

Nosotros tenemos la duda como motor y la curiosidad como instrumento.  Buscamos nombres que no nos pertenecen y admiramos sombras que no podremos poseer, pero allí vamos, caminando despacito o recio, hinchados de deseo, de pasión, de agallas que surgen desde el centro de la tierra y que se vinieron a posar en nuestros genes un día cualquiera en un pueblito del Mediterráneo.





5 de enero de 2013

Deseo

Que este año escriban mucho todos los que tengan algo que decir, pero que los que no tienen nada  que contar, mejor se queden sin palabras.